Ningún servidor público podrá ganar más que el Presidente

Como se prometió desde la campaña de Morena, con la mayoría en el Congreso de la Unión, publicó este lunes en el Diario Oficial de la Federación (DOF), el decreto con el que nadie podrá ganar más que el Presidente de la República y con el que se interrumpe la pensión a los ex mandatarios.

Como se tenía previsto, este lunes se expidió la Ley Federal de Remuneraciones de los Servidores Públicos, con la que se reglamentan los artículos 75 y 127 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos y se adiciona el Código Penal Federal.

Con esta ley, los ex presidentes dejarán de recibir las pensiones que se les venían entregando y obliga a que ningún servidor público perciba un sueldo superior al del presidente a partir de este lunes gracias al Capítulo IV de las percepciones por retiro y otras prestaciones.

El presidente electo, Andrés Manuel López Obrador, anunció en agosto que su sueldo sería de 108 mil pesos mensuales, por lo que se indica con esta publicación que ningún servidor público podrá ganar más que el Primer Mandatario.

“La remuneración de los servidores públicos se determina anualmente en el Presupuesto de Egresos de la Federación o, para el caso de los entes públicos federales que no ejerzan recursos aprobados en éste, en el presupuesto que corresponda conforme a la ley aplicable”, refiere el Capítulo III de la presupuestación de las remuneraciones.

En el Capítulo II de la determinación de las remuneraciones refiere que para la determinación de la remuneración de los servidores públicos se consideran las siguientes bases:

Ningún servidor público recibe una remuneración o retribución por el desempeño de su función, empleo, cargo o comisión mayor a la establecida para el Presidente de la República en el Presupuesto de Egresos de la Federación.

Ningún servidor público puede tener una remuneración igual o mayor que su superior jerárquico, salvo que el excedente sea consecuencia de:

El desempeño de varios puestos, siempre que el servidor público cuente con el dictamen de compatibilidad correspondiente con antelación al desempeño del segundo o subsecuentes puestos, ya sean federales o locales;

El contrato colectivo o las condiciones generales de trabajo;

Un trabajo técnico calificado, considerado así cuando su desempeño exige una preparación, formación y conocimiento resultado de los avances de la ciencia o la tecnología o porque corresponde en lo específico a determinadas herramientas tecnológicas, instrumentos, técnicas o aptitud física y requiere para su ejecución o realización de una certificación, habilitación o aptitud jurídica otorgada por un ente calificado, institución técnica, profesional o autoridad competente, o,

Un trabajo de alta especialización, determinado así cuando las funciones conferidas resultan de determinadas facultades previstas en un ordenamiento jurídico y exige para su desempeño de una experiencia determinada, de la acreditación de competencias o de capacidades específicas o de cumplir con un determinado perfil y, cuando corresponda, de satisfacer evaluaciones dentro de un procedimiento de selección o promoción en el marco de un sistema de carrera establecido por ley.

 


Fuente: Acapulco News

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *