Representan alto riesgo 14 de las 54 barrancas de Chilpancingo: Protección Civil

El coordinador de Protección Civil y Bomberos de Chilpancingo, Gustavo Vela Guevara, informó que 14 de las 54 barrancas que hay en la ciudad representan alto riesgo para la población.
En entrevista, detalló que las más problemáticas son Las Calaveras, Chuchululuya, El Coro y El Tule, debido a su cercanía con núcleos poblacionales.
Subrayó que la barranca de Las Calaveras, que inicia arriba del mercado “Baltasar R. Leyva Mancilla”, pasa debajo de la calle 21 de Marzo y desemboca por las centrales de autobuses, ha generado complicaciones importantes debido a que el material pétreo que baja por ella con cada lluvia azolva el tubo de drenaje.
Derivado de esta situación, después de cada precipitación se atascan toneladas de lodo, tierra y piedras en el cruce que conforman la avenida Insurgentes y la calle 21 de Marzo, dos de las vialidades de mayor tránsito en la ciudad.
Si el material pétreo no es retirado de las alcantarillas el sistema colapsa, comienzan a emerger aguas negras y esta zona de mayor relevancia comercian en Chilpancingo se inunda con la menor lluvia.
“El tubo que cruza (la barranca de Las Calaveras) es pequeño. La obra se hizo hace muchos años y no estuvo bien proyectada. Por más que limpiemos vamos a seguir teniendo problemas”, admitió.
Recordó que en 2017 el alcalde Marco Antonio Leyva Mena presentó un proyecto técnico para cambiar la tubería, sin embargo, después de su licencia al cargo éste no fue retomado por su suplente Jesús Tejeda Vargas.
Además, señaló que la parte de la barranca que queda arriba del mercado central no ha podido limpiarse “porque está llena de comerciantes semifijos que no se quieren quitar” y que algunos de estos puestos incluso pertenecen a periodistas.
Señaló que desde el año pasado hay un proceso legal contra esos comerciantes que “se pusieron a la brava” y no permiten la entrada de camiones ni de la retroexcavadora para limpiar la barranca.

 

 


Fuente: El Sol de Chilpancingo

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *