Falta “voluntad política” para atender problema de las desapariciones

El primer visitador general de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), Ismael Eslava Pérez, responsabilizó a las autoridades de los tres niveles de gobierno por la escalada de homicidios y desapariciones de personas, debido a su “falta de voluntad política” para atender esta problemática.
También anunció la realización de una investigación especial por parte de la CNDH sobre el fenómeno de las desapariciones y asesinatos en el municipio de Chilapa de Álvarez.
Eslava Pérez visitó ayer Chilapa, donde participó como ponente en el Foro Nacional para el Análisis de la Ley General en materia de Desaparición Forzada y Desapariciones Cometidas por Particulares.
Ante familiares de personas desaparecidas y asesinadas por grupos delictivos, afirmó que la violencia “es un problema doloroso, indignante y complejo” que se registra en distintas regiones del país.
Destacó la legislación recientemente aprobada, la cual, dijo, es una herramienta valiosa pero “no será suficiente por sí sola para acabar con el problema de las desapariciones”.
“Si esto no se atiende de manera integral, difícilmente vamos a superar esta situación, difícilmente vamos a erradicar este lamentable flagelo. Por ello es muy importante que todo lo que establece hoy la ley general se pueda materializar en los hechos”, advirtió.
El primer visitador de la CNDH señaló que “Guerrero es un estado donde sin lugar a dudas existen problemas en materia de desaparición”, pero consideró que Chilapa es un caso particular.
Detalló que hace tres años, cuando se conformó el Colectivo ‘Siempre Vivos’, el dirigente José Díaz Navarro les entregó una lista con más de 100 casos de personas desaparecidas y más de 100 asesinadas.
Así fue como la CNDH “comenzó a coadyuvar en la búsqueda y localización” de los desaparecidos de Chilapa y Zitlala.
Comentó que la CNDH está realizando una investigación de la situación real que prevalece en Chilapa “desde el punto de vista de la inseguridad”, en la que analizarán particularmente la desaparición y asesinato de personas.
– ¿Considera que el incremento en el número de homicidios y desapariciones es reflejo de un fracaso institucional?, se le cuestionó.
-Los esfuerzos que se han realizado han sido insuficientes y tenemos necesariamente que fortalecerlos, respondió.
Eslava Pérez reconoció que esta problemática ha alcanzado niveles “verdaderamente críticos, graves y dolorosos”.
Detalló que hasta octubre de 2016 se tenía un registro de poco más de 29 mil personas extraviadas y desaparecidas en México, pero para octubre de 2017, la cifra subió a más de 34 mil. “En cuestión de meses incrementó en miles de casos”, señaló.
Indicó que “las causas torales de este flagelo” son diversas y van desde la violencia, la inseguridad, la corrupción y la impunidad.
Además, dijo, está la “falta de investigaciones ministeriales homogéneas para la búsqueda y localización de desaparecidos”.
Explicó que esta disparidad se debe a que las fiscalías usan metodologías distintas en función de sus recursos humanos y materiales.
“La desaparición de personas, sea forzada o cometida por particulares, nos habla de un vacío por parte del Estado que no ha sabido atender adecuadamente este problema”, apuntó Eslava Pérez.
También advirtió un “problema complejo y estructural en la procuración de justicia”, y por ello, afirmó que se trata de “una asignatura pendiente”.
Señaló la falta de equipos profesionales para la búsqueda y localización de personas desaparecidas y las deficiencias de la metodología de registro de casos, que actualmente no permite distinguir entre los casos en los que se presume la participación de agentes del Estado, los cometidos por particulares y aquellos cuya ausencia no está realizada con la comisión de un delito.
Incluso lamentó que las autoridades de procuración de justicia utilicen de manera indistinta las expresiones: desaparecido, no localizado y extraviado.
A esto se suma, dijo, la falta de coordinación entre los tres niveles de gobierno.
En la recta final de su exposición, recordó que en abril de 2017 la CNDH presentó el Informe Especial sobre desaparición de personas y fosas clandestinas en México.
En dicho informe, la CNDH emitió 102 recomendaciones para los gobiernos federal y estatales, así como entidades de procuración de justicia, encaminadas a la atención integral de la problemática de desaparecidos.
Explicó que la CNDH les dio “un plazo razonable” a las autoridades para que atendieran las recomendaciones, y actualmente están analizando el avance de cumplimiento.
Al término de su ponencia, el visitador de la CNDH comprometió una reunión entre los familiares de personas desaparecidas y asesinadas que se aglutinan en el Colectivo ‘Siempre Vivos’ y el titular de la Comisión Ejecutiva de Atención a Víctimas (CEAV), Jaime Rochín del Rincón.

 

 


 

Fuente: El Sol de Chilpancingo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *