Se debe apresurar firma del Pacto por Seguridad: obispo

El arzobispo de Acapulco, Leopoldo González González, consideró que ante el clima de violencia que se vive en Guerrero, el gobierno, partidos políticos y demás participantes del Pacto por la Seguridad deben considerar la necesidad de adelantar la firma de este acuerdo y no esperar hasta diciembre, como se estableció.

En conferencia dominical, el prelado lamentó que sigan cometiéndose homicidios que causan temor al realizarse con muestras de crueldad y saña, incluso contra mujeres, en distintas regiones del estado, pero principalmente en el puerto de Acapulco.

Recordó que en el marco de su segundo informe de gobierno, el gobernador Héctor Astudillo convocó a un Pacto por la Seguridad en Guerrero, porque “es un hecho que el problema principal que padecemos en nuestro estado es la violencia, que tiene sus raíces en causas históricas, coyunturales y estructurales”.

Hizo énfasis en que “el fenómeno de la inseguridad y la violencia que nos azota en el estado de Guerrero es responsabilidad de todos y cada uno de nosotros ha de asumir la parte de responsabilidad que le toca”.

Dijo que para poderlo superar se requiere la participación de todos, porque todos tenemos algo que aportar para la resolución de este cáncer social, y reiteró que es necesario que se analice la necesidad de adelantar la firma del pacto por la seguridad.

“Si las circunstancias miran hacia una proximidad mayor para el pacto, quienes tienen el itinerario son los encargados para dar respuesta a esta situación; si el proceso que se lleva se ve que debe modificarse en relación a lo que se vive, quienes lo proponen deben hacer la modificación”, expresó.

Leopoldo González dijo también que las estrategias de seguridad deben atender y escuchar a las víctimas, porque no solo se debe pensar en la contención de los delitos, sino mirar también las causas estructurales que generan el repunte de la violencia.

“Un Pacto por la Seguridad en Guerrero, representa una oportunidad para crear una gran plataforma social, en la que a través del diálogo y la escucha, todos los actores y sectores de la sociedad podamos encontrar las estrategias y acciones adecuadas para resolver el problema de la violencia”, indicó.

En otro tema, el representante de la Arquidiócesis de Acapulco, pidió a los partidos políticos respetar los tiempos electorales para realizar proselitismo y buscar alguna candidatura, además de ver siempre por el bien común y no por los intereses familiares o personales, que solo generan confrontación y repercusiones sociales.

“El horizonte de toda actividad política incluida la preelectoral, tiene que ser el bien común de toda la sociedad, poniendo especial atención a los sectores más desprotegidos y vulnerables, de otro modo la política se desnaturaliza y produce efectos desastrosos que debiéramos evitar”, señaló.

 

 

 

 


Fuente: El Sol de Chilpancingo.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *