Con policías, desalojan las oficinas de Prospera

Elementos de la Policía Estatal desalojaron a siete trabajadores despedidos de la Delegación de Prospera, quienes se mantuvieron en plantón durante 14 días en las oficinas de esa dependencia federal en la capital.

El desalojo comenzó a las 5:30 de la mañana y fue encabezado por Axel Fernando Zamudio Estrada, jefe de enlace de Atención Operativa de Prospera.

El funcionario federal llegó al frente del operativo vestido con uniforme de la Policía Estatal y advirtiendo a los plantonistas que si no desalojaban por las buenas, entonces lo harían de manera violenta, según relató Rosa Elia Francisco Tranquilino, una de las trabajadoras despedidas.

En entrevista con ‘El Sol de Chilpancingo’, la mujer explicó que los siete trabajadores que se encontraban en plantón tomaron la decisión de desalojar el edificio de Prospera sin confrontaciones, para salvaguardar su integridad física.

Acto seguido, relató, los policías arrancaron las lonas de protesta y se las llevaron.

Los trabajadores despedidos, cuatro hombres y tres mujeres, permanecieron afuera de las oficinas de Prospera en espera de alguna muestra de solidaridad, lo que ocurrió más tarde cuando llegaron al lugar integrantes de la Asamblea Popular de los Pueblos de Guerrero (APPG), liderados por Nicolás Chávez Adame.

También hubo presencia permanente de observadores de la Comisión de Derechos Humanos del Estado de Guerrero (CDHEG).

La exempleada Rosa Elia Francisco Tranquilino detalló que entre octubre de 2016 y enero de este año, fueron despedidos 27 trabajadores de la Delegación de Prospera. Siete de ellos (cuatro hombres y tres mujeres) decidieron manifestarse en contra del despido que calificaron como injustificado.

Relató que no se les notificó del despido, no se les explicó el motivo y tampoco se les pagó una liquidación, a pesar de que tienen antigüedad laboral de hasta 15, 16 y 18 años.

De acuerdo con Rosa Elia Francisco Tranquilino, el despido de ella y varias compañeras fue una represalia porque denunciaron que sufrían acoso sexual por parte de un funcionario de Prospera.

Recordó que el caso se hizo público y que el funcionario fue destituido luego de que el órgano interno lo encontrara culpable, pero después de estos hechos, los directivos de la delegación de Prospera “tomaron represalias” contra aquellos trabajadores que habían acusado al funcionario acosador, denunció Rosa Elia Francisco Tranquilino.

Estas represalias, dijo, fueron denunciadas ante el órgano interno de control de oficinas centrales de Prospera y también se le informó de la situación a la coordinadora nacional de Prospera, Paula Angélica Hernández Olmos.

La exempleada informó que el caso fue llevado ante la Comisión de Derechos Humanos estatal, pero esta institución lo turnó a su similar nacional (CNDH) por tratarse de una dependencia federal.

Los siete trabajadores despedidos demandaron la reinstalación en sus puestos, el pago de sueldos caídos y el respeto a sus derechos laborales.

“Hemos sido violentadas de nuestros derechos durante todos estos años, hemos recibido acoso laboral, acoso sexual, hemos sido víctimas de todo este tipo de atrocidades y nos lastima, nos duele, porque encima de todo nos despiden sin darnos un peso y nos desalojan con policías”, reprochó Rosa Elia Francisco Tranquilino.

 

 

 

 

 


Fuente: El Sol de Chilpancingo.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *