Anuncia Astudillo cinco grandes proyectos para relanzar económicamente al estado

El gobernador Héctor Astudillo Flores anunció ayer cinco proyectos estratégicos para relanzar Guerrero, entre los que destaca la Zona Económica Especial Puerto Unión, que generará 50 mil nuevos empleos.

Asimismo, y como recordando su compromiso de “orden y paz” que usó como eslogan de campaña, sostuvo que está dando absoluta prioridad a la recuperación de la seguridad, particularmente en Acapulco, por lo que pidió a los acapulqueños que “no claudiquemos ni bajemos los brazos”.

En un mensaje por su primer informe de gobierno, que duró más de una hora ante unos 4 mil asistentes que llenaron el centro de congresos de Mundo Imperial, en la zona Diamante de Acapulco, Héctor Astudillo manifestó que es válido que “discrepemos”, pero “respetemos nuestros diferentes puntos de vista. Critiquemos, sí, pero pensando en mejorar Guerrero”.

Hizo un llamado a que “separémonos de los odios y los rencores, construyamos juntos un mejor Guerrero próspero y de nuevas oportunidades. Sumémonos en el trabajo y en el afecto por estas tierras surianas, por sus hombres y mujeres. Paso a paso, sin olvidar nuestros desafíos, cerremos filas por Guerrero”, añadió, en aparente respuesta a críticas del PRD.

Durante su discurso Astudillo Flores convocó a todos para trabajar por Guerrero y a los alcaldes les dijo que dejen a un lado cualquier consideración e interés que no sea el bienestar de los guerrerenses, que si les va bien a ellos le va bien al gobierno del estado, por lo que los convocó a trabajar juntos.

A las organizaciones y grupos sociales también los convocó a dialogar con respeto, pues dijo que la critica es bienvenida.“Pero todo tiene que darse a través del diálogo y de los cauces institucionales. Tienen en mí a un gobernador con ánimo de escuchar y también de actuar para resolver los conflictos”, dijo.

Asimismo, reiteró su agradecimiento al presidente Enrique Peña Nieto por reforzar la presencia federal en Guerrero y no dejar solo al estado, pues dijo que su participación esa ha sido fundamental para recuperar la tranquilidad.
Astudillo Flores subrayó que “hoy Guerrero está de pie y está trabajando. Estamos listos para empezar un nuevo capítulo de nuestra historia”, lo que le valió un aplauso prolongado de los presentes.

Proyectos estratégicos

El gobernador Héctor Astudillo pidió pensar en grande, no tener miedo a los “grandes proyectos” que transformarán de fondo a Guerrero y dijo que ante ello anunciaba cinco “proyectos estratégicos”.

Indicó que uno de ellos es el desarrollo de Puerto Unión, que forma parte de la zona económica especial de la región del Puerto de Lázaro Cárdenas-Petacalco, un proyecto “que habrá de cambiar el rostro de Guerrero y su posición económica para el futuro”.

Explicó que el proyecto incluye la creación de un espacio colindante con Puerto Lázaro Cárdenas, con capacidad para mover hasta medio millón de contenedores cada año, que viene aparejado a la creación de una nueva ciudad para 120 mil habitantes, que será moderna, sustentable y con vocación turística e industrial.

Aseguró que se convertirá en un polo de grandes inversiones y ejemplificó que sólo en la construcción de Puerto Unión se podrán generar 50 mil nuevos empleos, mientras que el parque industrial contempla la creación de 24 mil empleos directos.

Dijo que adicionalmente Puerto Unión tendrá una zona turística de clase mundial con 820 hectáreas de instalaciones de primer nivel, que atraerán a visitantes a Guerrero.

Explicó que la infraestructura que requerirá Puerto Unión beneficiará a todo Guerrero, porque se está hablando de puentes, vías férreas, de modernización y ampliación de autopistas, la ampliación del aeropuerto de Zihuatanejo, gasoductos y nuevas instalaciones para el manejo sustentable del agua.

El gobernador aseguró que “Puerto Unión será el símbolo del Guerrero del siglo 21. Un Guerrero capaz de reinventarse, capaz de mirar más alto y más lejos”.

Indicó que el segundo proyecto tiene que ver con el turismo, y es la ampliación y fortalecimiento de la infraestructura aeroportuaria, carretera y urbana, así como la oferta turística en Acapulco, Zihuatanejo y Taxco; impulsar la diversificación con nuevas rutas turísticas y generar las condiciones para la creación de nuevos polos turísticos.

Astudillo Flores informó que el tercer proyecto estratégico tiene que ver con el fortalecimiento y reconversión de la industria minera.
Expresó que Guerrero tiene recursos minerales que han traído grandes inversiones, pero que tiene que ser una economía más incluyente y hacerlo con responsabilidad ambiental.

Dijo que se trata de que la minería represente trabajo bien remunerado, equilibrio ecológico, concertación social y apoyo a las comunidades.

Explicó que debe brindar mayor certidumbre jurídica para los participantes, así como seguridad laboral y sistemas eficaces de protección civil para evitar accidentes.

El cuarto proyecto tiene que ver con una nueva plataforma de producción agroindustrial, con la que se va a detonar la exportación y venta de productos que tienen gran demanda en el mercado nacional e internacional, como es el coco, el agave de mezcal, el mango, el aguacate, el café.

En ese contexto dijo que “en el momento de contar con las condiciones, la siembra controlada y, cuando se den las condiciones, del aprovechamiento farmacéutico de la amapola”.

Dijo que “vamos, junto con el gobierno federal y el sector privado, a replantear toda la cadena productiva: desde la siembra y el cultivo, pasando por el acopio y la transformación industrial, y terminando con la comercialización y exportación de estos productos. Crearemos un clúster agroindustrial moderno, que permitirá a Guerrero elevar su productividad”.

El quinto proyecto tiene que ver con el mejoramiento, modernización y ampliación de la red de infraestructura del estado.

Dijo que su gobierno se ha propuesto mejorar carreteras, telecomunicaciones, gas, energía eléctrica, las presas y sistemas hidrológicos y de puertos, así como los aeropuertos, pues “se propone elaborar un plan maestro que brinde la conectividad que Guerrero necesitará para que los cuatro proyectos antes mencionados puedan realizarse en beneficio de nuestra gente”.

Seguridad pública

El gobernador Astudillo Flores no dejó de tocar el tema de la inseguridad y reiteró que ha bajado en un 32 por ciento en sitios como Taxco, Iguala y Acapulco, y que en octubre sólo se registró un secuestro.

Destacó que 58 personas han sido liberadas y se ha detenido a 66 presuntos secuestradores y desarticulado siete bandas delincuenciales.

Astudillo Flores señaló que el primer logro que se debe destacar es la recuperación del control de las instituciones y de la capacidad de actuación del gobierno y reiteró su agradecimiento al presidente Enrique Peña Nieto “por reforzar la presencia federal en Guerrero y no dejar solo a nuestro estado”.

Asimismo, agradeció a los secretarios de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong; de la Defensa Nacional, general Salvador Cienfuegos; al secretario de Marina, almirante Vidal Francisco Soberón; y al Comisionado Nacional de Seguridad, Renato Sales Heredia, por el compromiso que han tenido con Guerrero, pues “la presencia de las fuerzas armadas ha sido fundamental para que Guerrero comience a recuperar la tranquilidad”.

Astudillo Flores dijo que reconoce que “todavía estamos lejos de alcanzar los niveles de seguridad que la gente reclama y merece”, pero sostuvo que se está trabajando y para ello el Centro Estatal de Evaluación y Control de Confianza (C3) ha evaluado a más de 5 mil policías municipales, estatales y de la Fiscalía del estado, así como a mil policías de reciente ingreso.

Precisó que el avance en la evaluación de los policías es de un 90 por ciento, “lo que nos pone en ruta para cumplir a diciembre con la totalidad de los elementos”.

Dijo que se está dando absoluta prioridad a la recuperación de la seguridad, particularmente en Acapulco, por lo que pidió a los acapulqueños que “no claudiquemos ni bajemos los brazos”; que sabe que la situación es difícil, pero si se enfrenta juntos “confío en que recuperaremos la seguridad de este puerto, el orgullo de Guerrero”.

Educación,  inversión y salud

En el caso Ayotzinapa, el gobernador reiteró la colaboración de su gobierno en todo lo que sea necesario para que la herida cierre y sane, pues “nunca más una tragedia como la de Iguala”.

Dijo que sigue vigente su compromiso para cumplir con las reformas en la materia e implementar de manera vigorosa, una política pública de ayuda, asistencia y reparación integral.

Astudillo Flores resaltó los logros de su gobierno y señaló que mediante el diálogo logró que los maestros retiraran el plantón de Chilpancingo y liberaran varias oficinas.

Añadió que en el primer año de su administración se concluyeron los procesos previstos por la Ley General del Servicio Profesional Docente, en cuanto a evaluaciones de ingreso, permanencia y promoción, donde se entregaron mil 373 plazas a maestros que aprobaron los exámenes de nuevo ingreso del ciclo escolar 2015-2016.

Recordó que 460 maestros realizaron la evaluación de permanencia y un 78 por ciento de maestros frente a grupo presentó la evaluación de desempeño.

Expuso que en el tema de educación disminuyeron las tasas de abandono escolar y el mejoramiento del logro educativo en lectura, escritura y matemáticas, y que se apoya a 58 mil alumnos y a 7 mil docentes de 549 escuelas con un presupuesto de 23.7 millones de pesos.

En su largo discurso, Astudillo Flores tocó el tema de las “inversiones históricas”, como la inversión de 19 mil millones de pesos en la tirolesa más larga del mundo sobre el mar; los desarrollos inmobiliarios Bayam, Avento, Velera y Tres Deseos, con inversiones por 4 mil 500 millones de pesos, así como el nuevo hotel Fiesta Inn con una inversión superior a los 190 millones de pesos.

Subrayó que los proyectos en la fase de construcción generarán cerca de 43 mil empleos directos e indirectos.

En el tema de salud, el gobernador dijo que en el 2016 se autorizó un presupuesto de 7 mil millones de pesos para ese rubro; que el padrón de afiliados al Seguro Popular asciende a 2 millones 270 mil beneficiarios; que se incorporarán alrededor de 400 mil beneficiarios más.

Recibió en gran crisis al estado

En la parte final de su mensaje, el gobernador Héctor Astudillo reiteró que recibió el estado en medio de una crisis institucional, política y económica sin precedentes, por lo que antes de iniciar cualquier proyecto, antes de anunciar cualquier incremento al presupuesto de los programas públicos, antes de cualquier acción de gran calado, era necesario recuperar el gobierno.

 

 

 

 


Fuente: El Sur.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *