Faltan 1,280 profesores en Guerrero, revela SEG

En el sector educativo de Guerrero hacen falta mil 280 maestros para cubrir los espacios que han dejado vacantes quienes se han jubilado en las siete regiones del estado, por lo que se solicitó a la Secretaría de Hacienda y la Secretaría de Educación Pública autorizar 695 plazas para docentes nuevo ingreso.

En entrevista, previo al evento “Directrices para mejorar la situación educativa de niñas, niños y adolescentes de familias de jornaleros agrícolas”, el funcionario estatal informó que espera instrucciones para cancelar los descuentos a maestros que no se evaluaron, como lo habrían acordado funcionarios de la Secretaría de Gobernación y líderes de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) hace unas semanas.

En el caso de las mesas de negociación a nivel estatal, González de la Vega manifestó que van en buen camino y como ejemplo de ello dijo que afortunadamente durante la visita del historiador Enrique Krauze al Congreso del Estado, para recibir la condecoración de la medalla Sentimientos de la Nación, no hubo protestas por parte del magisterio disidente.

“Nosotros abonaremos todo lo que sea necesario para que esas mesas de entendimiento con la Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación en Guerrero (CETEG) de Ramos Reyes y también con la parte institucional que es el SNTE”, dijo.

Cuestionado sobre los descuentos salariales aplicados a docentes que abandonaron las aulas para protestar en contra de la Reforma Educativa, el funcionario señaló que en el sector educativo “hacemos descuentos por diversas razones todos los días, a veces no son grandes los descuentos, ellos lo saben, tan es así que en términos generales las escuelas han venido trabajando”.

Señaló que en el caso específico de los profesores que no se evaluaron, “ahí jurídicamente está listo” el proceso para cuando entre en vigor el acuerdo nacional que hizo la Secretaría de Gobernación con la CNTE de cancelar los descuentos. “Ahí sí, tenemos un acuerdo nacional que nosotros como sector educativo no tenemos facultad para no llevarlo a cabo”, indicó.

Aseguró que en la Secretaría de Gobernación “tienen una visión nacional y un acuerdo para cuatro estados; a la hora que nos digan adelante, procederemos, esperemos que las cosas transiten; lo que tengo entendido es que los maestros que no se evaluaron tendrán que ir a evaluarse en noviembre y son 860 docentes”, resaltó.

Sobre cómo la SEG está supliendo a los maestros que no están frente a grupo debido a que participan en el conflicto magisterial, González de la Vega señaló que el sector educativo es muy dinámico y va atendiendo todos los días las necesidades que se presentan, como por ejemplo el día martes bajaron pobladores de la Montaña a pedir cuatro docentes que les fueron asignados.

“En Guerrero nos hacen falta mil 280 maestros”, dijo el funcionario, y explicó que la semana pasada se reunió con autoridades de la Secretaría de Hacienda y la SEP para plantearles la necesidad de autorizar 695 nuevos ingresos, para que llegado momento entren a sustituir a maestros que están por jubilarse.

Necesitamos, dijo, ir sustituyendo rápidamente los maestros para cubrir los espacios que van dejando trabajadores que se jubilan y que es algo recurrente en la SEG.

En cuanto al problema de la inseguridad, manifestó que hay siete escuelas cerradas en la Tierra Caliente, mientras que en Acapulco 135 planteles cuentan con vigilancia por parte de elementos del Ejército Mexicano, debido a la violencia.

Por último, el funcionario estatal manifestó que las negociaciones van caminando bien con el sector magisterial en Guerrero y reiteró que la SEG ha mantenido entendimiento tanto con la fracción que representa la CETEG, como con la parte institucional que es el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE).

Por otra parte, González de la Vega admitió que debido al recorte al Presupuesto de 2017, “tenemos una afectación en los programas de infraestructura”, y ejemplificó que el Programa de Reforma Educativa tiene una disminución, en principio, de alrededor del 25 por ciento, mientras que el de Escuelas de Tiempo Completo tendrá una disminución del 15 por ciento de los recursos que maneja, a pesar de que es uno de los programas “que más nos solicitan los padres de familia”.

Señaló que los diputados y senadores deben de centrar la discusión en el enfoque de los programas prioritarios de la SEP, donde tienen una mayor incidencia directa de beneficios para las escuelas y los niños.

“Sin duda si hay recortes; por ejemplo en Superior y Media Superior se reduce un 30 por ciento en la infraestructura, pero habrá que esperar que determinan los diputados y el acuerdo que tengan con el gobierno federal”, puntualizó.

 

 

 


Fuente: El Sol de Chilpancingo.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *